Cocn

Portada del sitio > Conservación > El sustento de las carroñeras

El sustento de las carroñeras

Viernes 31 de diciembre de 2010, por PruebaAutor

El proyecto Vultur-Voltoya gestiona comederos para rapaces

Noticia aparecida en el Diario del Norte de Castilla el día 31/12/2010

Desde siempre, las aves necrófagas se han comportado como verdaderos agentes sanitarios en el campo. Su labor, limpiar los cadáveres de animales muertos y hacerlo además de forma rápida, para evitar el contagio de enfermedades. Durante mucho tiempo éste ha sido su trabajo, y su sustento. Pero con la alerta de la encefalopatía espongiforme bovina, más conocida como el mal de las vacas locas, los ganaderos se vieron obligados por ley a incinerar las reses para evitar la transmisión de la enfermedad a las rapaces. Y con ello, la mayoría de los muladares echaron el cierre.

Ante la falta de comederos y de alimento, empezó a ser una imagen común ver a buitres negros atacando a ganado vivo, a alimoches consumiendo especies que antes no explotaban, o a milanos reales comer en vertederos. La ley de la supervivencia. Y la ruina de los propietarios.

Por ello, y ante la necesidad de acabar con esta situación, que no interesaba ni a rapaces ni a ganaderos, surgió el proyecto Vultur-Voltoya en Segovia, promovido por la asociación Azálvaro, con el fin de recuperar y gestionar toda una red de muladares o comederos en la provincia y conseguir paliar así la necesidad alimentaria de las aves. Desde que naciera el proyecto en el 2002, el colectivo Azálvaro ha conseguido recuperar cinco muladares, situados en los municipios segovianos de El Espinar (dos comederos), Sangarcía, Abades y Cantimpalos, que forman parte de la Red de Comederos de Aves Carroñeras de Segovia Sur».

Pero no se conforman con eso. Quieren gestionar los otros siete comederos autorizados que existen en la provincia Y es que, según el representante del colectivo, José Aguilera, algunos muladares que se mantienen abiertos no están debidamente gestionados. «Una buena gestión implica tener controles sanitarios, limpieza y desinfección de los vehículos que transportan los cadáveres, o tener en cuenta criterios biológicos como qué come cada especie». Criterios que muchos muladares autorizados no tienen en cuenta, ya que sus dueños sólo quieren desprenderse del ganado muerto, sin realizar ningún control de enfermedades. Esto ha generado episodios de envenenamiento en las aves y ha provocado una regresión del 80% de la población de milanos, muy habitual en invierno.

Por ello, desde la asociación invitan a otras ONG a que imiten su labor y gestionen comederos para aves carroñeras. «Nosotros no podemos abastecer a toda Castilla y León, por eso queremos servir de ejemplo para que otras asociaciones contribuyan a garantizar la conservación de las aves necrófagas». Esta red de comederos cuenta en su equipo de gestión con un vehículo y un remolque especial. Ambos pasan los debidos controles en el nuevo Centro de Desinfección y Limpieza ubicado en El Espinar, y a la semana abastece de comida -especies porcinas, aviares, equinas y caballares- a los cinco muladares. «Tenemos unos cupos impuestos por el Servicio Territorial de Medio Ambiente, que establece unos 300 kilos de comida a la semana, y que nosotros recogemos y direccionamos», explica Aguilera. Es una cantidad más que suficiente para que las rapaces se den un buen festín. «Un buitre leonado, por ejemplo, tiene 800 gramos de ingesta al día; pero estas aves están acostumbradas a hacer grandes desplazamientos, por lo que pueden estar mucho tiempo sin comer», añade.

Además del buitre leonado, son propios de tierras castellanas el buitre negro, el alimoche, el águila real, el águila imperial, el milano real y el milano negro. «Son aves oportunistas -destaca Aguilera-; cada una aprovecha una parte de la carroña». Así, el buitre negro es el encargado de abrir el cadáver y de comerse las partes más duras, como los tendones. El buitre leonado aprovecha la masa corporal. El alimoche y el milano picotean los restos, y los quebrantahuesos, como su nombre indica, se quedan con el tejido óseo.

 

 

Portafolio

El sustento de las carroñeras

Comentar este artículo

SPIP | < Esqueleto > | | < Mapa del sitio > | Seguir la vida del sitio RSS 2.0

 

Voluntariado Ambiental - Foro

Voluntariado Ambiental - Foro
Estación Ornitológica de Tarifa

Mirador Ornitológico de Palmones

SOS. Humedales Costeros en el Estrecho de Gibraltar.

 

 

 

Fatbirder's Top 1000 Birding Websites

Click Here to Visit!